Categorías
Mundo

‘Charly’, el carnicero asesino, confiesa un crimen, el otro no

Buenos Aires.- Conocido como ‘Charly’, el carnicero asesino, fisicoculturista y sexoservidor de Santiago del Estero, detenido por dos crímenes, admitió haber cometido uno de los homicidios, pero negó haber estrangulado y asfixiado a otro joven cuya muerte le imputan.

Carlos Autalán, de 30 años de edad, ha traído en vilo a la policía y a la sociedad argentina. Fue detenido por los homicidios del docente José Domingo Di Pietro, de 52 años, y del joven Sebastián Acosta, de 25.

Con anterioridad, Autalán se abstuvo de declarar ante el juez de Instrucción en lo Criminal y Correccional de IV Nominación, Miguel Ángel Moreno.

carlos-autalan-asesino-taxiboy_claima20160419_0306_17.jpg6_

Su nombre ocupó las crónicas policiacas cuando lo detuvieron. Ayer, este fisicoculturista confesó en el marco de una declaración indagatoria en los Tribunales de Santiago del Estero, según informaron fuentes policiales y como lo reproducen medios informativos como El Clarín.

DOS MESES DE DIFERENCIA

El crimen del joven Acosta fue cometido el 27 de agosto de 2015, en una casa ubicada en el barrio San Germés, donde fue estrangulado y asfixiado con una almohada. En tanto, el homicidio del profesor se produjo el 5 de octubre, en una vivienda situada en el barrio Belgrano, mediante la misma mecánica que a Acosta.

Al momento de su detención, en un departamento que ‘Charly’ alquilaba en el barrio 8 de Abril, se encontraron teléfonos celulares y una notebook de los asesinados.

Oriundo de Bahía Blanca, quien en ningún momento ofreció resistencia al ser detenido, mencionaron las fuentes, fue descubierto cuando intentó usar el celular de una de sus presuntas víctimas. Además, ese mismo teléfono lo habría utilizado para fotografiar al profesor Di Pietro, cuando estaba muerto al costado de una cama.

Durante la investigación, se descubrió que ‘Charly’ ofrecía servicios sexuales a través de las redes sociales.

¿UNA TERCERA VÍCTIMA?

Apenas una semana después de su detención, el 15 de abril, surgió una posible tercera víctima, cuya muerte reúne varias características similares.

El hombre se alojaba en un residencial de Perú al 800 y, al parecer, se movía en el mismo ambiente de Di Pietro y Acosta.

El juez del Crimen de Cuarta Nominación, Miguel Ángel Moreno, ordenó a los investigadores policiales requisar la historia clínica del hospital Regional, donde falleció la víctima, además del registro del hotel y de ubicar a quienes recibieron el cadáver.

EL TESTIGO

La historia no acaba. Hay que agregarle que otra persona casi fue asfixiada por “Charly” un día antes del asesinato de Di Pietro. Un vecino le salvó la vida cuando el carnicero le apretaba el cuello con las manos.

Cuando llegamos a mi domicilio y nos encontrábamos en la puerta, él me dijo: ‘Te voy a cobrar 500 pesos’. Yo le dije que no le iba a pagar y se enfureció”, contó la víctima a medios locales. “Me tomó del cuello con las dos manos y comenzó a asfixiarme. Como pude, logré pedir auxilio a los gritos”, agregó.

Los propios investigadores policiacos y judiciales indicaron que, de no haberlo detenido, “podría haber seguido matando”.

 

Agencias