in

Un empleado de Samsung, arrestado por robar 8.474 smartphones

A pesar de las fuertes medidas de seguridad con los que, presumiblemente, cuenta la compañía, un empleado de Samsung ha robado 8.747 smartphones en una planta de producción de Suwon, Corea del sur.

El ahora ex empleado habría estado llevándose smartphones desde diciembre de 2014 hasta noviembre de 2016, con lo cual habría acumulado esta cifra tan concreta de unidades hurtadas.

El trabajador, apodado Lee, habría estado revendiendo los equipos robados a una tienda de segunda mano, con lo que se habría embolsado alrededor de 800 millones de wons (unos 633.160€ aproximadamente) durante su periodo de contrabando.

Lee entró a trabajar en Samsung en 2010, cuando la compañía ofreció puestos de trabajo para personas con discapacidades, ya que él necesita una silla de ruedas para desplazarse. Concretamente, llevaba a cabo trabajos de mantenimiento en teléfonos antiguos que el equipo técnico utiliza para probar nuevas actualizaciones.

¿Y cómo conseguía sacar los terminales sin ser detectado por el arco de seguridad? Gracias a su silla de ruedas eléctrica, Lee podía evitar pasar por el control de seguridad. Así, poco a poco fue sacándose un sueldo extra que le sirvió para pagar deudas del juego por valor de 900 millones de wons ($1.458.000 de pesos aproximadamente), según comenta la policía.

Por su parte, Samsung descubrió el pastel al darse cuenta que se estaban comercializando smartphones en Vietnam que ellos no habían puesto a la venta allí.

Written by editor

Roba chocolates, lo descubren y finge un ataque

Confirman 7 muertos por los disturbios en penal de Ciudad Victoria, Tamaulipas