Trump pide muro tras veredicto que exoneró de asesinato a migrante mexicano

El presidente Donald Trump renovó hoy su llamado a la construcción del muro en la frontera con México luego de un veredicto que exoneró a un mexicano indocumentado acusado del asesinato de una mujer estadounidense en un muelle de San Francisco. El mexicano José Inés García Zarate fue declarado no culpable por la muerte de Kate Steinle en julio de 2015 en San Francisco, en un caso utilizado políticamente desde la campaña presidencial de Trump para endurecer la seguridad fronteriza.

“El asesino de Kate Steinle entró y salió por la débilmente protegida frontera de Barack Obama, siempre cometiendo crímenes violentos, y sin embargo eso no fue considerado en la corte. Su exoneración es una burla de la justicia. A CONSTRUIR EL MURO”, escribió en su cuenta de Twitter.

The Kate Steinle killer came back and back over the weakly protected Obama border, always committing crimes and being violent, and yet this info was not used in court. His exoneration is a complete travesty of justice. BUILD THE WALL!

— Donald J. Trump (@realDonaldTrump) December 1, 2017

Trump aprovechó el veredicto para fustigar a los líderes demócratas en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi y en el Senado, Charles Schumer. “Los Demócratas Schumer/Pelosi son tan débiles en crimen que pagarán un precio muy alto en las elecciones del 2018 y del 2020”, seńaló en su segundo mensaje.

The jury was not told the killer of Kate was a 7 time felon. The Schumer/Pelosi Democrats are so weak on Crime that they will pay a big price in the 2018 and 2020 Elections.

— Donald J. Trump (@realDonaldTrump) December 1, 2017

Ayer, tras semanas de deliberaciones, el mexicano José Inés García Zarate fue declarado no culpable por la muerte de Kate Steinle en julio de 2015 en San Francisco, aunque fue declarado culpable de ser un delincuente en posesión de un arma de fuego.

El caso se convirtió en un tema de debate nacional sobre la política de inmigración y fue impulsada por el entonces aspirante presidencial Donald Trump. José Inés García Zarate había sido deportado de Estados Unidos cinco veces antes de la muerte de Kate Steinle en 2015 en San Francisco.

El mexicano fue acusado de dispararle fatalmente a Steinle, de 32 años, con una pistola Sig Sauer de calibre 40, mientras ella y su padre caminaban en el Muelle 14 de San Francisco.

García Zárate había sido liberado de la cárcel de San Francisco unos tres meses antes del tiroteo, a pesar de una solicitud de las autoridades federales de inmigración para detenerlo por nuevos procedimientos de deportación.

San Francisco es una de las llamadas “ciudades santuario” que prohíbe a los funcionarios de la ciudad cooperar con los esfuerzos federales de deportación de inmigrantes. El Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) seńaló que, una vez concluido el caso, buscará la remoción de García Zarate a México.

Con información de Notimex

Comments

comments